Spanish English German

8 “asunciones sociales” que van en contra de la igualdad laboral

8 “asunciones sociales” que van en contra de la igualdad laboral

Hay muchas situaciones tanto dentro como fuera del mundo laboral donde se hace evidente la falta de igualdad, respeto y criterio. Son ”frases “normalizadas” en nuestro país o “asunciones sociales” y que han estado vigentes durante muchos años por lo que han resistido generación tras generación. Pero es posible contar con una sociedad más educada en igualdad de talento sin género.

Esta semana de la mujer hemos querido rescatar 8 asunciones sociales que van en contra de la igualdad laboral, 8 frases (aunque no las únicas) que más habitualmente hemos oído a lo largo de nuestra vida en el entorno laboral y que debemos empezar a desmitificar:

1.Los hombres y las mujeres no son iguales, no pueden desarrollar los mismos trabajos”: normalmente un hombre se dedica al trabajo duro (físicamente hablando) porque una mujer no podría hacerlo. ¿Correcto o falsa asunción? Por supuesto, esta asunción social es una gran mentira. A modo de ejemplo, hay mujeres en el ejército capaces de realizar el trabajo de un hombre y a veces físicamente superiores a ellos.

2. “No somos una empresa feminista, no nos gustan los extremos”: según la Real Academia de la Lengua Española, el término “feminista”  significa buscar la igualdad entre hombres y mujeres. A menudo, hay una falsa creencia en el significado y se piensa que feminismo es el antónimo de machismo cuando no podría estar más lejos de la realidad. Mientras que alguien machista es una persona extremista que pone a los hombres por encima de las mujeres por una mera cuestión de poder, una persona feminista no pone a la mujer por encima del hombre sino a los dos por igual. Por tanto, el extremista es por definición el que no es feminista.

3. “La mujer debe masculinizarse para poder llegar a lo mismos puestos de un hombre”: ni la mujer debe masculinizarse ni el hombre debe feminizarse. Los equipos diversos son capaces de tomar mejores decisiones y aprovechar la potencia y los puntos fuertes de cada uno de los miembros del equipo para ello. No creemos que las mujeres aporten por definición un nivel extra de sensibilidad o emoción y los hombres sean los duros, fríos y resolutivos sino que cada persona tiene una parte de talento que debe identificarse y potenciarse tanto en hombres como en mujeres.

4. “Las mujeres tienen un sentido maternal que al final las empuja a quedarse en casa”: esta es típica idea de los años 50, donde podíamos ver la figura del ama de casa que se encargaba de los niños, la cocina y las tareas de limpieza del hogar ya que el hombre traía el dinero a casa. Casi 70 años después, en 2018 debemos entender que el que en una pareja, la persona que decida quedarse en casa puede ser por igual hombre o mujer, ya que si ambas personas trabajan, se pueden repartir las tareas equitativamente para que ambos puedan disfrutar tanto del trabajo como del ocio. 

5. “La conciliación laboral no existe, es un cuento chino”: todo puede existir o crearse. Solo hace falta la actitud. Como decía Albert Einsteinsi lo puedo imaginar lo puedo lograr”, como apuntaba Mary Kay Ash “Todo logro, grande o pequeño, comienza en tu mente“. Por tanto, la conciliación laboral es posible, solo hay que poner los mecanismos para que no sean siempre las mujeres las que defiendan la conciliación laboral y se vean perjudicadas por ello. La conciliación ni es un cuento, ni es chino. En muchas empresas es una realidad como por ejemplo AON y Axel Springer fueron una de las 5 reconocidas por el Gobierno como empresas flexibles.

6. “Yo pregunto en las entrevistas cual es la intención a corto plazo porque no puedo cubrir las bajas por maternidad”: al contrario de lo que se piensa, las bajas por maternidad no solo no le cuestan a la empresa sino que incluso puede verse beneficiada ya que puede suponer un ahorro para la empresa. Además, hacer este tipo de preguntas en las entrevistas es directamente ilegal así como realizar otro tipo de preguntas sobre raza, edad, religión, etc. Si nos ocurre, la mejor opción es denunciarlo ya que si no continuará pasando.

7. “Las mujeres al ser tan emocionales o emotivas no te permite tomar decisiones”: la emotividad o problemas emocionales no son precisamente un problema del género femenino sino un simple problema de machismo y de falta de concienciación y educación en la sociedad. Y para ilustrarlo ponemos como ejemplo a Alemania, el 4º país que mejor PIB nominal tiene en todo el mundo y que está gobernado por Angela Merkel. Mejor o peor, pero sin ninguna duda por una mujer que es un ejemplo de como tomar decisiones. España, por cierto, ocupa el puesto 14.

8. “Una mujer gana menos porque no pide lo suficiente”: no es mejor el profesional que más pide sino el que más demuestra. De igual manera, no es mejor el jefe que premia de manera equitativa sino justa. Tan negativo es premiar al profesional que más insistente es en esa subida de sueldo como premiarle con una recompensa económica sin atender a otro tipo de evaluación como la eficiencia, meritocracia, etc.

En España, más del 80% de empresas no cuentan con una normativa a favor de la igualdad de género según un reciente estudio. Sin embargo, más del 60% de las empresas españolas son partidarias de implantar el CV Ciego (CV que no contenga referencias personales / foto)

Para cambiar esta situación, debemos trabajar juntos, no permitir abusos, denunciar injusticias y no hacer de esta reivindicación una sola semana de lucha sino intentar impulsarlo consistentemente a lo largo del año.

En Bros Group, tenemos la suerte de contar con más de un 70% de mujeres en el equipo en nuestras 4 oficinas, 50% de ellas en posiciones de “management” y seguiremos defendiendo con fuerza el talento sin género.

¡Feliz dia de la mujer a tod@s!

X

To prevent automated spam submissions leave this field empty.